Accidente esperando a ocurrir

Teatro El Canto de la Cabra, Madrid Ver en mapa

Accidente esperando a ocurrir

Teatro El Canto de la Cabra, Madrid Ver en mapa

Accidente esperando a ocurrir

Teatro El Canto de la Cabra, Madrid Ver en mapa

  • Tipo de audiencia Para todas las edades

  • IdiomaCastellano

Gratis desde

Descripción

De como la multitud nos genera silencio. De como la inocencia nos produce tristeza. De como al observar ya no imaginamos vidas sino detalles muy concretos de la existencia. De como la imagen ha transformado nuestra mirada.

La ciudad...

La fascinación y el poder de evocación que provocan paisajes urbanos y transeúntes. La inestabilidad y el extrañamiento que inevitablemente acompañan a estos como una sombra.

Sólo se trata de una simulación, preguntarse qué hay más allá de las presencias y los cuerpos, de los tránsitos; un juego de identidades e imágenes que se diluyen en la memoria de otras identidades e imágenes.

Sólo es el resultado de la observación, de lo transformador y contradictorio que supone contemplar el aislamiento y la incomunicación de nuestra supuesta convivencia.

Accidente esperando a ocurrir

De como la multitud nos genera silencio.
De como la inocencia nos produce tristeza.
De como al observar ya no imaginamos vidas sino detalles muy concretos de la existencia.
De como los viejos nos hacen sonreír.
De como ya no nos arrastran los cuerpos decididos sino los que se resisten a la velocidad.
De como nos excitan los cuerpos.
De como sentimos la violencia por encima de todo.
De como la incomunicación es un territorio impreciso y a veces agradecido.
De como la imagen ha transformado nuestra mirada. De como somos uno más en el tránsito y en el fondo lo agradecemos.
De como la imagen ha transformado nuestra mirada.

Reseña de la obra

Este trabajo de teatro-danza se acerca a la ciudad, la observa con cuidado y cuenta al espectador lo que sus imágenes y presencias producen en el artista.

El autor habla desde la fascinación y el poder de evocación que le provocan paisajes humanos y transeúntes, así como de la inestabilidad y el extrañamiento que inevitablemente acompañan a estos como una sombra.

Esta obra invita a la observación de los habitantes de la ciudad, de nosotros mismos. Carlos Fernández huye de hacer una crítica o reflexión social, elude interpretar y mostrar la realidad a favor de la simulación y la construcción de atmósferas físicas inquietantes y contradictorias que pongan de manifiesto el aislamiento y la incomunicación de nuestra supuesta convivencia.

Desde las presencias y los cuerpos, desde unas imágenes y unas identidades que se diluyen en la memoria y el eco de otras, construye una obra donde la intimidad y la cercana presencia de los intérpretes transforma nuestra mirada en un acto casi impúdico.

Accidente esperando a ocurrir se desarrolla en una especie de pasillo-pasarela, donde el público se sitúa a ambos lados de la escena. Nos cuenta lo que la ciudad le genera, lo transformador y contradictorio que supone observar una ciudad.

``Hasta el momento creo que este trabajo lo he hecho de una forma intuitiva, ha venido dado por mi formación como intérprete en la que palabra y movimiento, texto y danza han significado para mí un cuerpo único del estar y de la comunicación escénica. Me interesa sobre todo encontrar formas de comunicación en las que ambas puedan, más que interrrelacionarse, fundirse en un solo cauce de expresión. Intento encontrar los puntos de apoyo en los que ambas cosas confluyan y tengan la misma capacidad efectiva de comunicar.
Recuerdos, deseos, sueños. Rebuscar en las huellas de la memoria, de los sentimientos. Me planteo partir de lo subjetivo, lo personal, lo privado no evidentemente como ejercicio narcisista o existencial sino con el propósito de llegar a un terreno de reconocimiento objetivo de la identidad y de todo aquello que puede provocar y ser reconocible para el espectador.
Trabajar y mostrar la materia de las obsesiones.
Trabajar y mostrar la incertidumbre.
Intentando desde ahí, romper los bordes del discurso escénico.´´

Ficha artística
Texto y dirección: Carlos Fernández López.
Intérpretes: Marisa Amor, Enrique Castro, Juan Gómez y Sara Martín.
Ayudante de dirección, diapositivas y montaje fotográfico: Nekane Santamaría.
Espacio escénico: Marisa Amor y Carlos Fernández.

Leer más

Información del evento

  • Idioma Castellano

  • Tipo de audiencia Para todas las edades

  • Categoría Danza

  • Forma de pago Pago en taquilla

  • Recogida de entradas El mismo día del Espectáculo

Cómo llegar

Cómo llegar

Opiniones de nuestros usuarios

¿Has disfrutado de esta experiencia?Cuenta a otros usuarios de Atrápalo qué tal fue.Escribe tu opinión
5.4 14opiniones
  • 5.4
    Calidad del espectáculo
  • Entre 8 y 10 (3)

  • Entre 6 y 8 (5)

  • Entre 4 y 6 (2)

  • Entre 2 y 4 (4)

  • Entre 0 y 2 (0)

Filtrar por:
Filtrar
  • Ordenar por:
  • Relevancia
  • Fecha
  • Puntuación
  • 10

    S
    Sara
    05/03/2003 solo

    Opinión verificada

    Desglose valoración

    • 10

      Calidad del espectáculo

    positivo: Parto de la idea de que me gustó mucho, me mantuvo entre los actores cada segundo del espectáculo, ya sea por la fuerza visual de lo que veía, por la música (siempre tan bien elegida), o porque me esforzaba en intentar comprender todo lo que Carlos y el resto del equipo expresaban. No conseguí entenderlo todo, creo que es lógico, pero disfruté viendolo. Los actores estuvieron increibles, el montaje de diapositivas muy bueno, curioso, variado, simpático... en fin, qué decir, la puesta en escena de este equipo siempre me fascina... Mi más sincera enhorabuena.

  • 2.0

    J
    Jose
    18/03/2003 solo

    Opinión verificada

    Desglose valoración

    • 2

      Calidad del espectáculo

    negativo: Atrevido compendio de lugares comunes mal soportado por un texto pobre y una interpretación/expresión corporal trivial. Conceptualmente ramplona y cargada de tópicos. Pretenciosamente vanguardista y grandilocuente, se queda en un artificio pueril, monótono, exagerado y plano. Antes de abordar los grandes temas o el análisis social debería ser obligada una revisión previa de lo ya existente. No se puede romper con lo que se desconoce, ni predicar sin ideas. Profundo olor a misa maniquea y sermón ebrio: decepción y vuelta al encierro con Beckett. Inmadurez.

  • 2.0

    R
    Reyes
    13/03/2003 solo

    Opinión verificada

    Desglose valoración

    • 2

      Calidad del espectáculo

    negativo: Horroroso. Me pareció una obra sin sentido ni mensaje. La puesta en escena mala, el vestuario regular, la dirección para olvidarla y el texto para oligofrénicos y para colmo repetitivos en conceptos y palabras. No comprendí nada y la mayoría de la obra me causó risa de lo ridícula que la encontré. Los actores, una chica con el pelo negro y flequillo, muy buena, y el chico de barbita también estuvo decente. Los otros dos, simples. Para mi gusto eso no es teatro, nunca más!. Eso sí la música y la fotografía excelentes!.

  • 10

    J
    Jesús
    05/03/2003 solo

    Opinión verificada

    Desglose valoración

    • 10

      Calidad del espectáculo

    positivo: Desde los 2 primeros minutos ya no podía creerlo y me fui encogiendo en la butaca, sorprendida, invadida, como cuando nadie te ha advertido y te lo encuentras de bruces, porque lo que estaba viendo era hermosamente horrible, un "¿te gusta conducir?" donde BMW se queda fuera...Indescriptible: sin preguntas, sin respuestas, solo sensaciones. De los actores nada y todo que decir: inmejorables. No os la perdais.

  • 2.0

    M
    M.
    10/03/2003 solo

    Opinión verificada

    Desglose valoración

    • 2

      Calidad del espectáculo

    negativo: Me encanta el teatro y voy a menudo...pero sinceramente, ver a cuatro personas con ataques epilépticos, contemplar cómo maltratan a una persona entre otras dos, como la tiran al suelo y la machacan, y como otras personas se arrastran con convulsiones por el suelo,no me parece ni danza, ni teatro ni espectaculo...no hay dialogo comprensible alguno. Me produjo escalofrios.

  • 6.0

    C
    Carlota
    10/03/2003 solo

    Opinión verificada

    Desglose valoración

    • 6

      Calidad del espectáculo

    positivo: Me gusto mucho porque para mi lo importante d una obra s que pueda ser capaz de llegar a las personas y hacerles sentir algun tipo de emocion, es cierto que en algunas partes furon muy reptitivos.. pereo la musica, dialogos y actuacion eestuviron muy buenas!!! Mgustaria mucho volver a ver a eest grupo de actores.

  • 6.0

    V
    Vir
    10/03/2003 solo

    Opinión verificada

    Desglose valoración

    • 6

      Calidad del espectáculo

    positivo: realmente no me esperaba eso,diferente a lo demas eso si,pero un poco desagradable a veces.los dialogos(escasos)muy buenos.las diapositivas lo mejor junto con la musica.Si no te apetece rayarte mucho mejor no vayas,pero si quieres pensar a cerca de la ciudad y sus consecuencias ve.

  • 6.0

    D
    Daniel
    10/03/2003 solo

    Opinión verificada

    Desglose valoración

    • 6

      Calidad del espectáculo

    positivo: Es un espectaculo visceral en lo que a interpretación de sensaciones se refiere, aunque se echa en falta un nexo que una las sensaciones que representan con la realidad a que hacen referencia.Unas veces sobrecoge y otras desconcierta. De cualquier manera, original.

  • 2.0

    G
    Germán
    03/03/2003 solo

    Opinión verificada

    Desglose valoración

    • 2

      Calidad del espectáculo

    negativo: En este espectáculo he echado de menos más diálogos.Se intenta transmitir impresiones y sensaciones a través de la expresión física de los actores pero en muchas ocasiones resulta difícil adivinar que es exactamente lo que quieren comunicar.

  • 6.0

    C
    Cristina
    04/03/2003 solo

    Opinión verificada

    Desglose valoración

    • 6

      Calidad del espectáculo

    positivo: En general me gustó, pero esperaba otra cosa, al leer q era danza-teatro, eso es lo q esperaba, y el teatro lo encontré, pero llamar danza a eso... en fin, eran mas bien, una serie de moviemientos compulsivos.

Cargando opiniones

Total resultados: 14
Publicidad