Ayer fue un lunes tristón, una de esas semanas que te pillan desprevenido. Un lunes de llegar a casa derrapando, sin tiempo ni ganas de nada y pensando que si te quedan cuatro días más como este vas a llegar al viernes más triturado que el puré que te espera en la nevera para cenar porque no has tenido cuerpo de preparar nada más apetecible. 

Pues con este panorama, enciendo la tele, y resulta que me levanta la semana un salao al que no conozco de nada pero que podría ser perfectamente el primo que siempre quise tener. Sale en El Hormiguero pero no es Pablo Motos, es Sergio Fernández. Igual por nombre no te suena, pero es una de las caras más reconocidas y simpáticas del mundo de la comedia… Seguro que si te digo el Monaguillo lo tienes claro. Hijo de Marbella, criado en la radio con sangre de monologuista y vena de payaso, cumple 20 años de carrera sobre los escenarios y sospechosamente le siguen dejando actuar… La verdad es que es uno de los gamberros que más me gustan del panorama televisivo actual, porque cada vez que abre la boca amenaza con meter la pata, y no puedes dejar de reírte con sus disparates, uno detrás de otro. Además tiene la gracia de un humor apto para todos los públicos, por lo que puedo verlo en familia sin tener que pasar filtro parental.

El caso es que acabo de ver en Atrápalo que en septiembre estará en el Palau Firal i de Congressos de Tarragona con su espectáculo ¿sólo lo veo yo? Un show realmente divertido, como él mismo, que recoge sus mejores monólogos, una antología de todas sus reflexiones vitales y dudas existenciales… si eres capaz de seguirle durante todo el espectáculo sin perderte, recorrerás con él las películas que más han marcado su infancia y te reirás, bailarás, cantarás y todo será una fiesta. 

El Monaguillo

Podría decirte que es el último espectáculo de El Monaguillo, pero no caerá esa breva… el chaval es rencoroso y tiene más hambre de comedia que nunca. Además confiesa que aún le queda mucha hipoteca que pagar, así que puede que sea la primera vez que lo ves en directo pero te aseguro que no será la última. La tontería engancha más que el pegamento, y si no que se lo digan al Sr. Bardají, (Don Antena 3, le llama él) que lleva años intentando echarlo de Atresmedia y no hay manera.

Podríamos hablar de magia, espectáculo pirotécnico, prestidigitación, hipnosis, bailarinas con brilli brilli… pero el Monaguillo no hace nada de eso, ni falta que le hace. La escasez de medios y la pandemia nos han demostrado que menos es más, y que todo lo que necesitamos para salir de esta es reirnos. Y con este hombre las risas están garantizadas. No sabemos si algún día llegará a ser fraile, pero está claro que sabe latín y que por ahora como Monaguillo lo borda. Definitivamente yo soy #Monaguiller

mm
Cantante asmático y carismático, abogado del diablo más por oficio que por convicción. Viajero, vividor y trotamundos, voy de gira porque me toca. No soporto a la gente gris ni a los cobardes. La vida es música, música, música.